¡Puedo hacerlo por mí mismo! - El blog de CerQana

¡Puedo hacerlo por mí mismo!
Trabajando la independencia

Ser independiente y autónomo es un objetivo a largo plazo para todas las personas. La sensación de realización y competencia es motivadora para los niños cuando empiezan a realizar tareas por sí mismos. Este deseo por la independencia está presente también, por supuesto, en los niños con autismo. Alcanzar esa independencia, sin embargo, es más complicado. El objetivo de la independencia es una prioridad para todos los niños, y en el caso de las personas con autismo, es la clave para su integración en la sociedad y en el empleo.

¿Por qué es todo un reto la independencia en los niños con autismo?

  • Distracción. Causada por factores internos y externos, puede impedir a la persona con autismo realizar o completar tareas.
  • Secuencias. Dificultad en comprender o recordar el orden en el que se debe llevar a cabo una tarea.
  • Generalización. La persona puede ser capaz de llevar a cabo una tarea en un contexto concreto, pero no poder realizar la esa misma tarea en otro contexto. La persona quizás se pierde en detalles de la tarea, sin ver el objetivo final.
  • Iniciativa. Algunas personas con autismo tienen falta de iniciativa en realizar tareas. Esperan a que cada orden sea dada y no inician una tarea hasta que esta se les es encomendada y se indican específicamente los pasos a seguir.

SISTEMAS DE TRABAJO QUE FOMENTAN LA INDEPENDENCIA

Los sistemas de trabajo son estrategias que tienen como objetivo el fomentar la independencia. Hay que tener claras las siguientes cosas:

  1. Los pasos que la persona tiene que llevar a cabo. ¿Cuál es el objetivo de la tarea? ¿Qué pasos involucra?
  2. Cuántos pasos / tareas hay que realizar para completarla. Representa visualmente cuanto trabajo se tiene que realizar, por ejemplo, si la persona tiene que cortar 10 cupones, entrégale solamente 10 cupones y así podrá ver visualmente cuanta tarea hay por realizar.
  3. Cómo sabe la persona cuando ha terminado. La persona debe ver claramente cuando se ha completado la tarea, por ejemplo, con un tick, un timer, un sonido o cualquier otra cosa pactada.
  4. Qué hacer cuando la persona ha terminado la tarea. Indica la siguiente tarea programada, muéstrale qué tarea acaba de finalizar y cuáles están aun por realizar.

Mientras que los horarios nos muestran dónde sucede la acción y qué acción es, un sistema de trabajo indica CÓMO hacerlo una vez llegamos al lugar en el que la tarea está programada. Un sistema de trabajo da toda la información necesaria.

SISTEMAS DE TRABAJO

1.

Para un alumno que tiene muchas actividades diferentes a realizar, el profesor pondrá una caja a la izquierda del alumno y otra a la derecha. En esa caja estarán las tareas por realizar. Cuando el alumno termina de realizar una tarea, coloca la tarea hecha a la derecha.

2.

Una tira con velcro y pictogramas que indican el orden concreto de la tarea a realizar. Añadir también pictogramas o imágenes que indican la siguiente tarea a realizar.

3.

Para los que tienen un buen nivel de comprensión, una lista escrita con las tareas a realizar. La persona puede hacer tics o tachar las tareas que ya están realizadas.

TIPS PARA IMPLEMENTAR SISTEMAS DE TRABAJO

  • Entrega solamente los materiales y herramientas que la persona necesita para realizar la tarea concreta, para evitar distracciones.
  • Haz uso de los sistemas de trabajo en diferentes contextos (en el médico, en el parque, en casa…) para ayudar en comprender la generalización (es decir, realizar tareas en diferentes contextos)
  • Enseña el sistema de trabajo con el mínimo de instrucciones, para que se acostumbre a no necesitar la ayuda externa
  • Incorpora los intereses del alumno en los sistemas de trabajo

Aún no hay comentarios

Tu correo electrónico no será publicado.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.